10 de mayo de 2013

La última moda en Turquia es implantarse bigotes

Puede sonar raro, pero implantarse bigote está de moda, y el número de hombres que lo solicitan va en aumento, sobre todo en los países musulmanes. Turquía se está convirtiendo en la meca de los hombres que quieren mayor elegancia y… espesos bigotes, al ofrecer un popular servicio de implante de mostachos con métodos quirúrgicos. 


En Turquía abundan los cirujanos plásticos que ofrecen implantes de pelo a aquellos que empiezan a quedarse calvos, pero el implante de bigotes es algo nuevo. Este servicio está ganando popularidad rápidamente, y no precisamente entre los habitantes del país. Para obtener el bigote de sus sueños acuden a Turquía miles de hombres de Oriente Medio, Asia y Europa, informa 'The Wall Street Journal'. 

La tecnología es la misma que se utiliza para implantar pelo en la cabeza. Se trata de una técnica de extracción de unidades foliculares según la cual se extraen pelos de zonas donde el cabello es tupido y se trasplantan en el área del bigote. El procedimiento dura unas cinco horas, se realiza bajo anestesia local y su precio ronda los 5.000 dólares. 

Las agencias de viajes, por su parte, han comenzado a ofrecer los denominados 'tours de trasplante'. Estos paquetes turísticos permiten combinar el tratamiento de implante de bigote con unos días de compras en Estambul o unas vacaciones en la costa mediterránea. 

Los médicos, por su parte, señalan que la mayoría de sus clientes son extranjeros, ya que el número de turcos que llevan bigotes ha disminuido notablemente.

El doctor Selahattin Tulunay realiza estos tratamientos desde hace dos años y, gracias al 'boom del bigote', ha visto como mejoraba significativamente su situación financiera. Tiene una clínica ubicada cerca de un prestigioso barrio de Estambul y hace 60 trasplantes de bigotes al mes. 

"Si no tienen [bigote], los hombres quieren adquirir este símbolo de masculinidad", señaló.Fuente: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu opinión acerca de lo que acabas de leer. Recuerda usar un lenguaje moderado.